Cómo recalentar cualquier tipo de bizcocho

recalentar cualquier tipo de bizcocho

Cuando pensamos en un cobbler, nuestra mente se dirige inmediatamente a los cobblers de fruta, como el de melocotón, el de arándanos y el de manzana, ¡tres de nuestros favoritos!

Puedes hacer un cobbler con cualquier fruta que desees, siempre que sea fresca o congelada, no enlatada. Incluso puedes ser creativo y mezclar sabores (oh, hola, cobbler de fresas y ruibarbo: la mezcla perfecta de dulce y tarta, métete en mi barriga).

Pero eso no es todo. ¿Sabías que también puedes hacer cobbler salado? Una de las formas más comunes de hacer cobbler salado es ponerle una mezcla de verduras dentro y cubrirlo con galletas de parmesano o cheddar. ¡A nosotros nos parece muy bien!

Sea cual sea el tipo de cobbler que te apetezca, puedes contar con nosotros para ayudarte a recalentarlo de modo que no sacrifiques la integridad de las galletas de la parte superior y las delicias de la parte inferior.

¿Cómo se recalienta el cobbler? La mejor manera de recalentar el cobbler es de la misma forma en que lo hiciste originalmente: en el horno. Hay un par de formas no convencionales de recalentar el cobbler en las que quizá no hayas pensado, pero que funcionan sorprendentemente bien, una de las cuales es recalentar el cobbler en una olla a presión.

Hay otras opciones que también funcionan, como calentarla en el microondas, pero sacrificarás el sabor y la consistencia, lo que es una gran cosa, al menos en nuestra opinión.

Hemos reunido algunas técnicas específicas que definitivamente querrás conocer antes de meterlo en el horno. Definitivamente, no querrás quemarlo ni secarlo demasiado. La comida quemada suele ser insalvable, así que ten cuidado de leer nuestras instrucciones para minimizar el riesgo de quemaduras.

Índice

Cómo guardar el cobbler antes de recalentarlo

Tenemos que hablar de cómo guardar el cobbler antes de hablar de recalentarlo. ¿Por qué? Porque sólo un cobbler bien almacenado puede recalentarse correctamente.

¿Puedes recalentar un cobbler empapado? Puedes intentarlo, pero probablemente acabarás secándolo al intentar que los bizcochos se esponjen de nuevo y convertir la parte de fruta o verdura en un desastre pegajoso.

No te preocupes, seguiremos dándote consejos sobre cómo recalentar el cobbler que ha estado sometido a condensación en tu nevera o congelador, sólo que no es la mejor opción.

Sin más preámbulos, ¡aquí tienes cómo guardar el cobbler para que esté listo para ser recalentado!

Almacenar el cobbler en el frigorífico

Si quieres enfriar tu cobbler lo antes posible, esto es lo que debes hacer:

  • Corta el cobbler en porciones individuales (normalmente una galleta con una porción igual de relleno).
  • Deja que se enfríen sin tapar en la encimera. Espera hasta que puedas pasar la mano por encima de ellos y no sientas ningún calor radiante; eso significa que se han enfriado lo suficiente como para meterlos en la nevera.
  • Puedes cubrirlos con papel de aluminio en platos individuales para servirlos fácilmente cuando llegue el momento de recalentarlos, o bien puedes volver a colocarlos todos en la fuente de cerámica para hornear en la que los preparaste o en un recipiente grande de Tupperware. Te resultará fácil sacar las porciones individuales cuando vayas a recalentarlas.
  • Mete la tarta en el frigorífico, donde no durará más de una semana (te aconsejamos que la comas antes de 5 días).

Esta es una forma fácil de guardar el cobbler, y probablemente nuestra forma favorita si vas a comer el cobbler en el plazo de una semana después de meterlo en la nevera.

Consejo rápido: Si colocas el cobbler en un recipiente tapado y notas que el vapor sube a la parte superior, quita la tapa y deja que el cobbler se enfríe más tiempo antes de volver a taparlo. Vapor = condensación. Condensación = cobbler empapado.

Cómo guardar el cobbler en el congelador

La primera pregunta que debes hacerte antes de guardar el cobbler en el congelador es si quieres comerlo en porciones individuales o si vas a recalentarlo todo de una vez, según la cantidad que quede y el número de personas que tengas que alimentar.

La siguiente pregunta que debes hacerte es cuándo quieres volver a disfrutar de tu cobbler. Si quieres comerlo en una semana, sigue nuestros pasos para guardar el cobbler en la nevera. Si quieres guardarlo durante más tiempo (lo que significa que tienes más fuerza de voluntad que nosotros), sigue estos pasos para congelar el cobbler.

Al congelar el cobbler, tienes dos opciones:

  1. Congelar el cobbler en porciones individuales,
  2. o congelarlo entero.

Si quieres recalentar porciones individuales, elige la opción 1. Si quieres servir el cobbler a un grupo de personas y/o piensas comértelo todo de una vez, elige la opción 2.

Cómo congelar el cobbler en porciones individuales

La ventaja de congelar el cobbler en porciones individuales es que no tienes que preocuparte de desperdiciar el preciado cobbler recalentándolo todo y no pudiendo terminarlo.

No quieres congelar y recalentar el cobbler dos veces porque eso puede afectar negativamente a la integridad del cobbler y aumentar las posibilidades de intoxicación alimentaria.

Como con todo, la regla general es congelar y recalentar una vez. Cuantas más veces enfríes/recalientes la comida, aumenta el riesgo de intoxicación alimentaria. Así que ahórrate un dolor de estómago literal y toma medidas para evitar este riesgo innecesario congelando porciones individuales para recalentarlas de forma cómoda (y segura).

Cómo congelar el pastel en porciones individuales:

  • Sigue los pasos indicados anteriormente para dejar enfriar el cobbler antes de meterlo en el congelador.
  • Coloca cada porción en un recipiente apto para el congelador y cúbrelo con la tapa.
  • Congela hasta 6 meses.

Cómo congelar un cobbler entero

La única diferencia entre congelar un cobbler entero y congelar cobblers individuales es el tiempo que tarda un cobbler entero en congelarse completamente. Esto no debería ser un problema, ya que, por lo general, cuando congelas cosas, no piensas utilizarlas durante más de una semana, ¡lo que es tiempo más que suficiente para que se congele un cobbler entero!

Cómo congelar un cobbler entero:

  • Sigue los pasos para enfriar tu cobbler en la encimera antes de colocarlo en un recipiente apto para el congelador, o puedes dejarlo en la misma fuente en la que lo has horneado siempre que esté templada y sea apta para el congelador. Si no estás seguro, pasa el cobbler a un recipiente apto para el congelador para estar seguro.
  • Congélalo hasta 6 meses.

Cómo recalentar cualquier tipo de cobbler

La clave para recalentar el cobbler, independientemente del método que elijas, es recalentarlo lentamente.

Nuestra opción favorita es el horno, seguida de cerca por la olla lenta y la olla a presión (porque tiene un ajuste de calentamiento), y por último, el microondas, que no funciona tan bien porque calienta la comida muy rápidamente.

A continuación te explicamos cómo recalentar cualquier tipo de cobbler utilizando el horno, la olla lenta o la olla a presión y el microondas.

Cómo recalentar el cobbler en el horno

Lo mejor de recalentar el cobbler en el horno es que no importa si ha sido refrigerado o congelado: ¡sólo tienes que echarlo! Con algo de preparación, por supuesto.

He aquí cómo recalentar el cobbler en el horno:

  • Precalienta el horno a 250 grados F. Puedes sacar el cobbler del frigorífico o del congelador mientras se precalienta el horno, pero no es obligatorio. Puedes meterlo en el horno directamente desde el frigorífico (siempre que esté en una fuente apta para el horno) y obtendrás el mismo resultado.
  • Saca el cobbler del frigorífico o del congelador y pásalo a una fuente apta para el horno.
  • Una vez que el horno se haya calentado por completo, coloca el cobbler en la rejilla central para recalentarlo.
    • Para las porciones individuales, recalienta durante 10-15 minutos.
    • Para una tarta entera, caliéntala durante 30-45 minutos (dependiendo del tamaño de la tarta).
  • Saca la tarta del horno (asegúrate de usar un guante de cocina) y colócala en una rejilla para que se enfríe durante 10 minutos antes de devorarla.

Cómo recalentar el cobbler en una olla de cocción lenta o a presión

Lo bueno de la mayoría de las ollas a presión es que vienen con un ajuste de cocción lenta.

Así que, en realidad, si quieres ahorrar espacio en el almacén de tu cocina y te debates entre una olla lenta y una olla a presión, definitivamente te recomendamos una olla a presión, ya que obtienes dos cosas en una, además de muchas más funciones.

En primer lugar, necesitarás algunas cosas:

  • Olla a presión o Instant Pot
  • Recipientes resistentes al calor (Pyrex, tarros de cristal, tazas resistentes al calor)
  • Papel de aluminio

A continuación te explicamos cómo recalentar el cobbler en una olla a presión utilizando el ajuste de vapor:

  • Saca la tarta del frigorífico o del congelador y ponla en un recipiente resistente al calor.
  • Cubre la parte superior del recipiente con papel de aluminio. Este paso es muy importante porque, de lo contrario, el vapor de la olla a presión empapará la tarta y la empapará.
  • Antes de ponerlo en la olla a presión, añade agua al fondo de la olla a presión. Suficiente para cubrir el fondo, pero no demasiada como para que llegue a la parte superior de tu recipiente.
  • Coloca el recipiente en la olla a presión o en la olla instantánea.
  • Cierra la tapa de la olla a presión y pon el ajuste de vapor.
  • Cuece al vapor durante 4-5 minutos para las raciones individuales, y 8-10 minutos para una tarta entera.
  • Importante: Deja que el vapor salga de la olla antes de quitar la tapa.
  • Y ¡vaya! Un cobbler bellamente calentado.

Cómo recalentar el cobbler en el microondas

La clave para recalentar el cobbler en el microondas es hacerlo en incrementos de 30 segundos para porciones individuales o en incrementos de 90 segundos para un cobbler entero.

La razón de calentar en incrementos es que el microondas calienta las cosas muy rápidamente, por lo que tienes que medir cuidadosamente la temperatura a medida que avanzas para asegurarte de que no se sobrecalienta, lo que causaría graves problemas con la textura del bizcocho y la calidad de la fruta o las verduras que hay debajo.

El microondas también recalienta de forma inconsistente, por lo que es nuestra forma menos favorita de recalentar por motivos de textura y proporción de calor.

Preguntas relacionadas

Ahora ya sabes todo lo que hay que saber sobre el recalentamiento del pastel. ¿Qué más te puedes preguntar? Esperamos responder a cualquier otra pregunta que puedas tener con estas preguntas relacionadas.

¿Cuál es la diferencia entre cobbler y tarta?

El cobbler simplemente lleva una cobertura empanada, normalmente en forma de galletas, y se hornea en una fuente de horno rectangular.

La tarta, en cambio, lleva una capa de corteza de pastel y se hornea en una fuente circular.

¿Cuánto tiempo dura el cobbler en la encimera?

Si has cocinado un cobbler de frutas, puedes dejarlo cubierto en la encimera durante toda la noche. Sin embargo, aunque algunos sitios web dicen que puedes dejarlo hasta 3 días, nosotros recomendamos meterlo en la nevera después de 24 horas.

Si has horneado un cobbler con carne, no lo dejes en la encimera toda la noche. Colócalo directamente en el frigorífico una vez que se haya enfriado.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Cómo recalentar cualquier tipo de bizcocho puedes visitar la categoría Recalentar.

Entradas Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Solococinar.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a Hetzner que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Subir